TIEMPOS DEL MUNDO

viernes, 20 de enero de 2017

EL CAPITOLIO DE LOS EE.UU.: Símbolo de una nación

Este viernes 20 de enero en el que el magnate Donald Trump asume el mando como 45 Presidente de los EE.UU. es una magnifica oportunidad para referirnos a ese imponente edificio que domina Washington y en cuyas escalinatas jurara al cargo. Nos referimos al Capitolio, que es el lugar de encuentro para el Congreso de EE.UU. Su construcción comenzó en 1793, con numerosas renovaciones hechas a lo largo de dos siglos. Varios arquitectos ayudaron a diseñarlo, y que sobrevivió a un ataque británico en 1812 cuando fue incendiada. Originalmente iba a ser diseñado por Pierre Charles L'Enfant, pero fue retirado del proyecto en 1792. Thomas Jefferson y George Washington lanzaron un concurso, ofreciendo US$500 y un terreno en la ciudad, a la persona que propusiera un diseño luego del despido de L'Enfant. Un médico escocés con el nombre de William Thornton presentó su plan cuando la competencia había llegado a su fin. Su diseño fue aceptado por George Washington y los miembros de la Comisión del Edificio Federal. La construcción del Capitolio comenzó el 18 de septiembre de 1793, cuando George Washington puso la primera piedra en la esquina sureste del edificio. Los arquitectos Stephen H. Hallet y George Hadfield inicialmente estuvieron a cargo de la supervisión de la construcción, pero finalmente fueron despedidos por desacuerdos creativos. James Hoban se hizo cargo del trabajo en el ala norte, donde tuvo lugar la primera sesión del Congreso en 1800. Benjamin Henry Latrobe se hizo cargo de la construcción en 1803, terminando el ala sur y norte, que estaban conectadas por un pasadizo de madera. Las tropas británicas prendieron fuego al Capitolio el 24 de agosto de 1812, durante la Guerra de 1812. En 1815, Benjamin Latrobe regresó a Washington para hacer las reparaciones y renovaciones. Antes de renunciar en 1817, Latrobe hizo cambios en el interior del edificio, incluyendo la adición de mármol. En 1818, el arquitecto Charles Bulfinch se hizo cargo del proyecto de reconstrucción y en 1819 el Tribunal Supremo así como las salas de la Cámara y el Senado estaban listas para su uso. Numerosas remodelaciones se han hecho al Capitolio desde que la construcción comenzó en 1793, incluyendo una expansión global a mediados del siglo XIX debido al tamaño creciente del Congreso. Más habitaciones se añadieron entre 1958 y 1962, y otras restauraciones fueron terminadas en 1993. El Centro de Visitantes del Capitolio se completó en 2008 para dar a los turistas una visión del funcionamiento interno del propio Capitolio. Desde 2010, el Capitolio tiene una longitud de más de 751 pies (228,9 m) y una anchura de 350 pies (106,68 m). La cúpula en la parte superior del Capitolio está construida con 8.9 millones de libras (3.8 millones kg) de hierro fundido y esta coronada con la estatua de la libertad. La Rotonda del Capitolio se localiza justo debajo de la gran cúpula de dicho edificio. Se considera el "corazón simbólico y físico" del Capitolio. En ella se exhibe una gran colección de arte estadounidense; frescos, pinturas históricas y estatuas. También se celebran allí los funerales de estado de los expresidentes y otras personalidades. En 1856 el artista italoestadounidense Constantino Brumidi diseñó los muros de los pasillos del primer piso del ala del Senado. Los pasajes, hoy conocidos como los corredores Brumidi, reflejan grandes momentos y personajes de la historia de Estados Unidos. Los murales originales incluyen escenas y alegorías de la vida de Benjamin Franklin, John Fitch,Robert Fulton y acontecimientos históricos como la compra de Luisiana. También están dibujados en una pared, animales, insectos y flores endémicas de los Estados Unidos. Brumidi incorporó un área para acontecimientos memorables del futuro y hoy se encuentran ahí representados el avión Espíritu de San Luis, la nave espacial Apolo llegando a la luna y la nave espacial Challenger. Brumidi también trabajó en el fresco de la cúpula. El mural en el techo muestra el llamado Apoteosis de George Washington. Alrededor del mural en el techo se ve una corta cronología pictórica del país. El mural comienza con una imagen de Cristóbal Colón llegando a América y termina con una pintura del primer vuelo del avión Kitty Hawk de los hermanos Wright. La pintura fue realizada entre los años 1878 y 1987 por cuatro pintores: Brumidi, Filippo Castoggini, Charles Ayer Whipple y Allyn Cox. Debajo de la cúpula hay ocho pinturas de la historia del país. En el lado este hay cuatro pinturas sobre los orígenes de Estados Unidos como nación: El Bautismo de Pocahontas por John Gadsby Chapman, El Desembarco de los Peregrinos en Plymouth por Robert W. Wier, El Descubrimiento del Río Misisipi por William H. Powell, y La llegada de Cristóbal Colón por John Vanderlyn. Declarado como Monumento Histórico Nacional el 19 de diciembre de 1960, el Capitolio tiene mucho que mostrar y es una parada obligatoria para quien visita la capital estadounidense.
actualidad cultural
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...