TIEMPOS DEL MUNDO

viernes, 20 de febrero de 2015

MARAVILLAS DE LA ANTIGUEDAD: El Faro de Alejandría

Es la última de la serie y si que demore un poco en publicarlo ¿no os parece? El Faro de Alejandría fue una torre construida en el siglo III a. C. (entre los años 285 y 247 a. C.) en la isla de Faro en Alejandría, Egipto, para servir como punto de referencia del puerto y como faro. Con una altura estimada entre 115 y 150 metros (383 - 450 pies) fue una de las estructuras hechas por el hombre más altas por muchos siglos, y fue identificada como una de las Siete Maravillas del Mundo por Antípatro de Sidón. Construido por el arquitecto Sóstrato de Cnido por orden de Ptolomeo II en la isla de Faro (Pharos), frente a Alejandría. Consistía en una gigantesca torre sobre la que una hoguera nocturna marcaba la posición de la ciudad a los navegantes, dado que la costa en la zona del delta del Nilo es muy llana y se carecía, por tanto, de cualquier referencia para la navegación marítima. Su altura alcanzaba los 134 metros y en su construcción se utilizaron grandes bloques de vidrio que fueron situados en los cimientos para evitar la erosión y aumentar la resistencia contra la fuerza del mar. El edificio, erigido sobre una plataforma de base cuadrada, era de forma octogonal y estaba construido con bloques de mármol ensamblados con plomo fundido. En la parte más alta un gran espejo metálico reflejaba la luz del sol durante el día, y por la noche proyectaba la luminosidad de una gran hoguera a una distancia de hasta cincuenta kilómetros. Junto con la Gran Pirámide de Giza, el Faro pudo sobrevivir al resto de las Siete Maravillas del Mundo Antiguo. Lamentablemente, un terremoto lo derribó en el siglo XIV, y ochocientos años después de su construcción, el califa Al Walid hizo derribar sus restos con la esperanza de encontrar bajo sus cimientos un inmenso tesoro escondido. Lo poco que quedo desapareció en 1480 cuando el sultán de Egipto Qaitbey empleó los bloques pétreos de las ruinas para construir un fuerte. En la actualidad existe un proyecto de reconstrucción del Faro (estimado en 40 millones de dólares), propulsado por varios países de la Unión Europea (Francia, Alemania e Italia) que están dispuestos a incluirlo en el ambicioso proyecto Medistone, concebido para recrear y conservar los monumentos arquitectónicos de la época ptolomea. Sin embargo, la grave situación política que se vive en Ucrania - que puede degenerar en la III Guerra Mundial - así como la critica situación de Egipto, que padece una sangrienta dictadura y con la amenaza que representa el grupo terrorista ISIS, ha obligado a posponerlo de forma indefinida, quien sabe hasta cuando. .
actualidad cultural
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...